Adiós a las SICAV. Los grandes patrimonios liquidan sus sicav’s ante el endurecimiento fiscal.

Hoy vamos a tratar uno de los tipos de sociedad más polémicos y criticados por su uso para eludir impuestos y su dificil acceso para los ciudadanos y pequeños inversores particulares. Aclaramos previamente que la elusión fiscal es legal, y su objetivo es evitar o minimizar el pago de impuestos a través de diferentes vías legales. Constituye una forma de planificación fiscal agresiva, en la que el interesado aprovecha vacíos legales para obtener ventajas no previstas por la normativa tributaria (por esto juega un papel tan importante la planificación fiscal en las empresas). Año tras año, las SICAV han sido objeto de reclamación por muchos ciudadanos, y parece que su fin está más cerca que nunca.

Las SICAV (Sociedades de Inversión de Capital Variable) son Instituciones de Inversión Colectiva (IIC) de carácter societario, cuyo objeto es captar fondos, bienes o derechos del público para gestionarlos e invertirlos en bienes, valores u otros instrumentos financieros o no, siempre que el rendimiento del inversor se establezca en función de los resultados colectivos.

El acceso a las SICAV es complicado, y es que como establece la propia legislación para que se configuren, deben contar con un capital y financiación mínima de 2,4 millones de euros y un total de al menos 100 accionistas. España tiene en torno a unas 3.000 entidades de este tipo de productos de banca que están entre los fondos de inversión y la sociedad anónima. El objetivo principal de esta entidad es recaudar fondos para posteriormente gestionarlos e invertirlos en otros sectores, como pueden ser valores, derechos, bienes o instrumentos financieros o no.

Uno de los casos más conocidos recientemente es el del ex futbolista del Real Madrid, Álvaro Arbeloa, que ante los cambios fiscales de 2021 ha cerrado su SICAV confirmando su baja a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). Dicha SICAV poseía un patrimonio de 4,8 millones de euros.

En cuanto a su tributación, al igual que ocurre con los fondos de inversión, las SICAV disfrutan de las mismas ventajas fiscales, ya que el régimen del que gozan es el de instituciones de inversión colectiva. De esta manera, en el Impuesto de Sociedades, tributan al 1 %.

Por otro lado, los accionistas solo tienen que tributar por aquellas plusvalías que han recibido de la sociedad y pueden obtenerlos a través de la venta de acciones o del reparto de dividendos. Los rendimientos obtenidos por los accionistas tributan de la siguiente manera:

  • Cantidad inicial hasta 6.000€ anuales: 21%.
  • Cantidad entre los 6.001 y 24.000: 25% .
  • Cantidad de 24.001€ en adelante: el 27%.

Así, tributarían en un primer momento a un tipo reducido del 1%, ya que las ganancias obtenidas a partir de ellas lo han hecho en la entidad participada y en el caso de los accionistas, cuando estos integren las ganancias en sus rentas de ahorro tributarán a un tipo general.

Pasamos ahora a la parte polémica de estas sociedades, y es que a las SICAV se les permite diferir el pago de sus impuestos a los accionistas. Así estos tributan a un mínimo 1 %. En el caso de que estos decidan retirar sus ganancias, entonces tendrá que aplicársele la tributación normal que está en torno a un 19-20%. La clave aquí es que si los accionistas deciden no retirarlo, dejan los beneficios en la SICAV y se ahorran esta tributación más elevada. Esto es posible porque no existe la obligación de retirada del dinero, lo que hace que el pago de esos impuestos se dilate en el tiempo hasta que el accionista quiera, de manera que lo que este consigue es menor pago de impuestos y una reinversión del capital mucho mayor. Además, el patrimonio aumentará muy rápidamente, ya que se reinvierte en un 99 % de ganancias, no en un 75 % como cualquier persona física.

Como podéis ver, este tipo de sociedades es un instrumento de inversión muy valorado por los grandes capitales para eludir impuestos, y de ahí su reclamación y quejas por parte de los ciudadanos. Pero esto está a punto de cambiar.

¿Qué ocurre en 2022 con las SICAV?

Las grandes fortunas y patrimonios (como por ejemplo, el del exfutbolista Arbeloa), están liquidando sus SICAV antes de la subida de impuestos y la tributación por las plusvalías.

Ha sido notorio y alarmante el número de bajas de SICAV en los registros oficiales durante los últimos meses. El motivo de estas liquidaciones se encuentra en la entrada en vigor de la subida del impuesto a las rentas del capital para rendimientos superiores a los 200.000€ en Presupuestos de 2021. Y es que, los grandes patrimonios que hayan tenido SICAV’s con revalorizaciones de la inversión superiores a esta cifra tendrán que pagar un impuesto del 26%. Llama la atención la reducción del número de sociedades de inversión de capital variable, que se situó al cierre del pasado ejercicio en 2.434, frente a las 3.368 que existían en 2015 (un 28% menos).

La liquidación de las SICAV y los reembolsos están haciendo su sprint los primeros meses de 2021, como se puede comprobar en el Boletín Oficial del Registro Mercantil (BORME) y en la  Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). Los patrimonios que disolvieron la SICAV en 2020, se vieron sometidos a una tributación del 23%. Pero el sablazo se va a notar en las inversiones que tengan una ganancia acumulada en 20 años del 100% (rentabilidad anualizada de poco más del 3,5%) sobre un patrimonio invertido inicialmente de 10 millones, ya que esto supondría una diferencia en la tributación de 300.000 euros.

Todo esto se enmarca en la Ley de Medidas de Prevención contra el Fraude Fiscal. Lo que se busca es que para aplicar el tipo de gravamen del 1% en el impuesto de sociedades del que disfrutan las instituciones de inversión colectiva (IIC), las SICAV deberán tener al menos 100 accionistas con una participación igual o superior a 2.500 euros. Esto deja fuera a más de la mitad de accionistas que están en estos vehículos, ya que hay una práctica habitual en banca privada por la que se buscan accionistas con los que alcanzar la cifra de 100 pero hay un accionista significativo que cuenta con más del 99% del patrimonio.

En base a esto, los accionistas de las SICAV tendrán seis meses para reinvertir el dinero en otra/s Instituciones de inversión colectiva (IIC) (como SICAV’s que cumplan el requisito de los 100 accionistas con 2.500 euros o fondos de inversión) si quieren neutralidad fiscal y no tributar por las plusvalías. Se espera que este año haya más disoluciones de SICAV y salidas de patrimonio hacia otras IIC. Pero hay quien, ante la duda, ha optado directamente por dar de baja la sociedad en 2020.

En principio, todo esto entra en vigor a partir del 1 de enero de 2022.  Aunque la liquidación de SICAV’s ya ha sido algo notorio como consecuencia del incremento de los tipos de gravamen aplicables sobre las rentas a integrar en la base del ahorro del IRPF en tres puntos porcentuales del 23% al 26%,aplicable a partir de 200.000 euros. En caso de conservar las SICAV, se permitiría liquidarla a partir del 1 de enero de 2022 sin que resultasen gravadas las plusvalías latentes, siempre que, entre otros requisitos, el acuerdo de liquidación se adopte dicho año y el importe obtenido por el socio como consecuencia de la liquidación se reinvierta, mediante transferencia ordenada por la SICAV a la entidad depositaria, en la adquisición de acciones o participaciones en otra u otras IIC.

En conclusión, las SICAV tal y como las conocíamos, han llegado a su fin. Si quieres obtener más información sobre este tipo de sociedades u otros instrumentos financieros, en E-Linois contamos con expertos fiscalistas en sociedades y en planificación fiscal nacional e internacional. Asesórate por los mejores, te estamos esperando.

Escrito por

-Jurista & Fiscalista internaciona. -Autora del libro "De 0 a 100 en la fiscalidad de las criptomonedas".

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s